Como limpiar y Fortalecer tu Aura y tu Cuerpo


El aura es una cubierta de energía que rodea a los seres vivos y a todos los objetos. Es el complemento energético inseparable del cuerpo físico. Su forma es ovalada y contiene varias capas de material energético.
Se extiende por encima de la cabeza, debajo de los pies, delante del estomago y por detrás de la espalda, envolviendo y protegiendo todo el cuerpo. Varia de tamaño: algunas personas tienen el aura pequeña y solo se irradia un poco más de su cuerpo físico. En otras es mas grande, sobre todo si han experimentado un desarrollo espiritual.
Las auras pueden acumular energías negativas que dificultan su buen funcionamiento. Estas energías deben liberarse para evitar un efecto negativo sobre nosotros. Aunque algunas veces el aura puede purificarse sola solucionando las  situaciones con la que está relacionada, otras veces necesita una ayuda extra; por ejemplo, cuando estamos tratando con problemas que llevan tiempo arraigados o cuando hay mucha carga de estrés.
Los Chakras:
Por su parte, los chakras son círculos de energías principales del cuerpo que se extienden de forma vertical desde la parte superior de la cabeza hasta la base del tronco. Estos siete chakras mayores son: corona, tercer ojo, garganta, corazón, plexo solar, sacro y raíz. También están los  menores, que incluyen los situados en las palmas de las manos y de los pies.
Ellos son una fuente de energía que mantiene al cuerpo en completo bienestar y están conectados con el aura que nos rodea. Cuando un chakra está bloqueado, las partes paralelas del aura se afectan negativamente, y eso se refleja en el cuerpo a través de trastornos físicos y emocionales.
Técnicas de Limpieza:
Para limpiar nuestro aura se utilizan técnicas de purificación, que evitan que se acumulen los bloqueos de energía. Si todavía no estás capacitado para sentir tu aura, puedes limpiarla con una persona experta en limpieza de auras, como los  sanadores de reiki. Para los que quieren hacerlo, a continuación se presentan varios ejercicios y técnicas que puedes usar para limpiar tu aura.
1 – Baño de luz: siéntate en una silla, con los pies apoyados en el suelo. Trata de alcanzar un estado de relajación e imagina una enorme luz de energía cayendo sobre tu cabeza, que luego recorre lentamente tu cuerpo, purificando por completo tu aura, eliminando todas las energías negativas y atrapando todas las emociones, los pensamientos y las experiencias negativas que están contenidas en ella.
Deja que esa luz siga descendiendo hasta debajo de tus pies, depositando sobre la tierra todos los residuos que se encontraban en tu aura, purificándolos antes  de devolverlos en forma de energía positiva. Luego sigue sintiendo el estado de relajación durante unos minutos con los ojos cerrados. Al concluir, incorpórate a tus ocupaciones diarias.
2 – La terapia con el cuenco tibetano: Es un excelente método de purificación. La resonancia que crea un cuenco tibetano es muy especial, porque el sonido que emite es muy claro, puro e intenso. Para purificar tu aura, siéntate junto a él y golpea una o varias veces su lateral con la maza. Colócate  en estado de reposo y siente como las ondas del sonido penetran dentro de ti, limpiando toda la extensión de tu aura. Si quieres concentrarte en una parte especifica de tu cuerpo, coloca el cuenco cerca de esta zona para que absorba la vibración del sonido.
3 – Terapia con cristales: Los cristales  son un excelente modo de purificar la energía de tu aura, y lo mejor es que puedes utilizar cualquiera de ellos. Si quieres concentrarte en un chakra en particular, elige un cristal que sea de su mismo color. Póntelo junto a la piel de la zona afectada, o siéntate en silencio  con el cristal apoyado en una superficie plana junto a ti. Imagina que toda la energía negativa de tu aura se transmite hacia el cristal. Cuando te sientas renovado, imagina que el cristal  se está purificando con luz blanca, para que así se purgue de toda energía negativa. Si deseas trabajar sobre todos los chakras, puedes utilizar un cuarzo claro, porque contiene todo el espectro de luz –cada uno de los colores de los chakras-.
El siguiente cuadro será de mucha ayuda para ti:
Chakrascolor
CoronaVioleta
Tercer ojoÍndigo
GargantaAzul
CorazónVerde
Plexo solarAmarillo
SacroNaranja
RaízRojo
4 – Los baños de sal: También son buena opción cuando tienes la sensación de que te has contagiado de la energía negativa de otra persona. En una bañera vierte un puñado de cristales de sal y llénala de agua caliente. Sumérgete en ella durante un tiempo prolongado. Relájate con música suave o sonidos de la naturaleza. Sal de la bañera y deja que el agua se vaya por el desagüe mientras imaginas que se está llevando todos los residuos de energía negativa de tu aura. Luego disfruta del estado de relajación y pureza antes de seguir con tus actividades diarias. Si no tienes bañera, haz la limpieza con un puñado de cristales y exfóliate el cuerpo de arriba hacia abajo, sintiendo que vas limpiando tu aura. Cuando te enjuagues y retires la sal, imagina que las energías negativas de tu aura se van junto con el agua por el desagüe.
5 – Después de una discusión o un momento de rabia: haz este ejercicio lo antes posible antes que la ira sea consumida por tu cuerpo. Si ya sabes que parte de el se ve afectada por el sentimiento de ira, sigue adelante. Si no, explora tu aura con las manos hasta que ubiques una zona que sientas que esta a diferente temperatura o textura que el resto de tu aura. Con las manos, trabaja sobre la energía congestionada de tu aura. Mientras tanto, imagina que estas extrayendo la energía negativa y que la depositas en un baúl imaginario. Cuando hayas eliminado la energía negativa, alisa tu aura con las manos y pide que esa energía del baúl se transforme en una beneficiosa.


Para mayor información, consultas o turnos; escríbanos al e-mail:
nuevagenesisterapias@gmail.com o llamar +54 9 345 4247492